La asociación lamenta que estos magistrados juzgen diariamente delitos de trata de personas, prostitución o agresión sexual y no hayan desmentido las conversaciones hechas públicas

Fuente
https://goo.gl/TiHH3C